Google Play Music es un servicio que nos permite subir las canciones que tengamos almacenadas en un ordenador a la nube, para poder acceder a ellas desde cualquier dispositivo y lugar siempre que dispongamos de conexión a Internet.

Es la respuesta gratuita de Google a iTunes Music Match, un servicio nacido a finales de 2011 y que fue el primero en convertirse en alternativa al almacenamiento de canciones de forma local o las plataformas de reproducción en streaming como Spotify.

En concreto, ofrece la posibilidad de subir automáticamente hasta 20.000 canciones, que podremos escuchar en cualquier momento a través de una interfaz web o mediante las apps disponibles para Android e iOS.

Para comenzar a utilizar el servicio, entramos en Google Play Music y utilizaremos nuestra cuenta de Google (la dirección de Gmail) para asociarla a esta plataforma o, en caso de no disponer de una, la crearemos desde cero.

Una vez iniciemos sesión, se nos pedirá que aceptemos las condiciones y que escojamos entre dos modalidades: la Estándar o gratuita (que es en la que nos centraremos en este tutorial) y la Premium (similar a Spotify, con posibilidad de acceder a un catálogo de millones de canciones).

Otros artículos de tu interés: